Reforma Electoral presidencial no pasará: Xavier González Zirión

•”Y en esta reforma electoral fui el primero en decir, no sólo en contra de lo que manda López Obrador, sino de cualquier reforma electoral que envíe el presidente. Porque no es el momento de jugar con algo tan importante como la democracia”: Xavier González Zirión.

Por: Alejandro Romero Barrios.

Después de encendidos debates por la Reforma Electoral entre el presidente Andrés Manuel López Obrador y la oposición política en México, se generó una pausa en las confrontaciones.
El bloque mayoritario conformado por Morena-PT-PVEM entró en un desacuerdo que provocó que se pospusiera una semana la discusión en el pleno, mientras el bloque conformado por PAN, PRI y PRD expresaron estar listos para rechazar el dictamen puesto sobre la mesa por Morena.
Las bancadas de la coalición Va por México en la Cámara de Diputados retaron a Morena y a sus aliados a que se vote hoy mismo la reforma electoral constitucional del Presidente Andrés Manuel López Obrador. Santiago Creel acompañado por su bancada consideró como lamentable que de última hora la mayoría tomara la decisión de eliminar del orden del día la reforma electoral y aseguró que su bancada esta lista para discutir el dictamen.
La oposición política a Morena ha dicho que no pasarán las modificaciones constitucionales, ni a las leyes secundarias a la Reforma Político Electoral.
En el marco de tan importante reforma, que para algunos especialistas en la materia pone en riesgo las instituciones del Estado Mexicano y a la democracia misma, y para otros, la volvería más transparente y eficiente, nos ha obligado a acércanos a los diferentes actores que desde los recintos parlamentarios han participado de manera directa en los diversos trabajos, etapas y modificaciones.

En esta ocasión, Maya Comunicación buscó al diputado federal, Xavier González Zirión, quien ha sido un férreo opositor a la Reforma Político Electoral empujada por el presidente de la República. A diferencia de algunos correligionarios y dirigentes, que no han mostrado una postura tan decisiva y congruente como la suya.
MC—Diputado gracias por recibirnos en su oficina, sobre todo, en el marco de la discusión de la reforma. Justamente esa es la primer pregunta ¿qué opinión le merece la Reforma Político Electoral que empuja, digámoslo diplomáticamente…por?
JGZ—López Obrador.
MC—Por Morena.
JGZ—Es una barbaridad, la manda el presidente y es un intento de agandalle y es porque sabe que va a perder. Y te voy a explicar los números.
En la CDMX Morena tiene un 45% de rechazo, ante la pregunta inversa: ¿por quién nunca votarías? ¿Cuál es el peor para ti? El 45% te dice Morena. Su máximo es el tope de 55%, entonces como nada más son dos porque decidieron polarizarlo, vas por seis puntos que la verdad son muy fáciles.
Si el otro puede llegar a 55%, tú solo tienes que bajarlo a 49 y ya ganaste, Convencer al 6% de la población es relativamente sencillo con un partido como Morena que está haciendo las cosas mal, un día sí y al otro peor.
—Parece que al presidente y su partido no le alcanza para las modificaciones constitucionales y se irá por las modificaciones a las leyes secundarias.
—Te digo mi posición de voto que fue desde el principio, soy de los pocos diputados que se avienta decir con tiempo, con anticipación y antes que todos los demás porque voy a votar en las esenciales. Por ejemplo, dije en las votaciones de la Reforma Eléctrica que iba a vota en contra independiente de coaliciones, partidos o no partidos.
Y en esta reforma electoral fui el primero en decir, no sólo en contra de lo que manda López Obrador, sino de cualquier reforma electoral que envíe el presidente. Porque no es el momento de jugar con algo tan importante como la democracia.
—Debo reconocerle que su posicionamiento ha sido el mismo, hay congruencia en su actuar. Recuerdo cuando los reporteros de la fuente le preguntaron sobre su postura, su respuesta fue un rotundo no. Se ha mantenido.
—No sólo está en juego la democracia. Si tú permites que alguien manipule las elecciones, si tú permites que el presidente de la República manipule las elecciones das pauta para que haga lo que le venga en gana en todos los ámbitos de la vida.
En una ciudad en donde hay libertades y las disfrutamos, se acaban las libertades. El único freno de los políticos tradicionales son las elecciones, la imagen pública y luego las elecciones. Si ellos saben que van a ganar el proceso electoral no tienen por qué respetarte, y en un minuto te detienen si les estorbas o se va contra las minorías.
Acabarían en un sistema de tiranía si no tiene el freno de la democracia. Porque el freno de la democracia quiere decir que si haces las cosas mal en las próximas elecciones te las cobran. Es lo que le va a pasar a Morena y saben que va a pasar.
—Se dice que esta reforma electoral responde más a los procesos electorales por venir que a fortalecer a la democracia.
—Porque estas serán elecciones que se deben tener buenos candidatos, congruentes y con un buen proyecto. Y ya, a la gente la iremos convenciendo en el camino día a día, porque ellos no tiene resultados y nosotros somos una opción que si tenemos proyecto.
Yo tengo un proyecto en la CDMX. Proyecto para las áreas importantes. Porque esta ciudad, yo la quiero mucho de verdad, nací aquí, aquí he vivido, aquí he hecho toda mi vida. La veo con el potencial de competir con la que me digas. Conozco las ciudades importantes del mundo, y no tiene por qué tener menos que París o Londres.
—Le daría una visión global al proyecto de gobierno.
—Sin duda. Una de las propuestas que yo tengo es acabar con el presidente todopoderoso en México, no es correcto. Porque no puedes tener el destino de más de 130 millones de personas en tus manos.
Lo que debe haber en un país moderno es un gobierno de coalición. Yo lo voy a hacer en la CDMX, el 50% de las secretarías de los puestos de alto nivel van a ser para los funcionarios emanados de los partidos políticos, los mejores de cada partido en proporción a la votación con la cual me dieron el triunfo (PRI, PAN, PRD, MC).
El otro 50%, el 25% vendrá de la sociedad civil de la cual yo vengo y el otro 25% lo voy a pondré yo como Jefe de Gobierno.
—Tiene esa facultad el Jefe de Gobierno.
—Si. El 75% de tu gabinete ya no vendrá de tu equipo cercano de trabajo. Eso quiere decir que cuando queras hacer una barbaridad, que yo no voy a hacer, las personas que forman tu gabinete, ejemplares, con criterio y reputación no van a hacer las barbaridades y quedarse callados, como lo hacen los de López Obrador.
Tenemos que aprovechar el momento, todo este desastre de Morena trae cosas buenas, una de ellas, deshacerse de la presidencia imperial, del tlatoani, del líder máximo infalible.
La mejor manera de gobernar es con las mejores personas.
—Nos puede platicar otro aspecto de su proyecto para gobernar la CDMX.
—México tiene muchos problemas, pero también oportunidades. Si resuelves un problema se convierte en una oportunidad. Pensemos que esta ciudad es el motor económico del país, con todo respeto para todos los estados, aquí se concentra el 15% del PIB y, si le agregas el conurbado, llegamos al 25% del PIB.
Lo que tenemos que hacer, es potenciar a la parte más productiva de la nación, la ciudad, darle al mayor número de personas acceso al máximo número de empleos. SI alguien vive en el estado de México, en Ecatepec, y viene a trabajar a la CDMX y se tarda dos horas en llegar al centro de trabajo, pierde el incentivo para tener un trabajo mejor y generar productividad para él, su familia y la ciudad.
Si tú tuvieras un metro que llega claramente a todos lados… Mira lo que tienen los franceses en París no es más no es menos, tú llegas a cualquier empleo con cierta facilidad y eso te da posibilidades de crecimiento económico y no es que lo diga yo, eso está comprobado, si tú das la posibilidad de accesibilidad a todas las personas.
—Parece que en la CDMX el sistema de transporte está abandonado.
—Si. Te voy a poner un ejemplo. El tren Maya va a acostar 500 mil millones de pesos, con eso te alcanza para 22 líneas del Metro. Además, para darle mantenimiento y tenerlas perfectamente bien a las doce que ya existen.
Tienes que hacer las cosas bien, darles mantenimiento y supervisarlas.
—¿Cuáles son las principales problemáticas que ve y cómo las resolvería?
—La movilidad en general y la vialidad.
La primera con un buen transporte público. El Metro no se debe ocupar como se debe, está en la primera fase. Hay un Plan Maestro de Desarrollo del Metro que nunca se siguió, se tiene que actualizar, tenemos que hacer esas 20, 22 líneas del Metro más y te queda una ciudad del primer mundo.
—Trabajar en prospectiva, analizando el crecimiento demográfico.
El diputado Xavier González vuelve a tocar el tema del agua y, ya no se detiene en un tema que es de carácter estratégico en México y el mundo. Un tema que parece le apasiona.
—Si. Por ejemplo el tema del agua. La solución es inversión. Cae más agua en la CDMX y sus alrededores que la que necesitamos para consumo.
Tenemos que hacer una distribución física y una distribución temporal. En la física tenemos que acabar el acuaférico, al que le faltan unos tramos al sur de la ciudad, tenemos que hacer una red de bombeo para que llegue a la gente que vive en el oriente de la ciudad.
Y la temporal es aprovechar toda el agua que cae en la ciudad en los cauces de ríos que genera este valle, son más de 70.
—No se aprovechan.
—Están todos contaminados. Los usan de basureros. Tienes que proteger esos cauces y tienes que cuidar con represas el agua que cae en temporada de lluvias para la temporada de falta de agua.
Y solucionas el problema del agua, no está tan difícil.
Problemático si viviéramos en el desierto y no cayera una gota de agua. Aquí cae suficiente agua, la solución es guardarla.
Y en la segunda etapa una campaña de concientización para cuidarla.
Eso costaría menos de la mitad de lo que costaría la refinería de dos bocas.
El presupuesto que acaban de autorizar, todo va para allá. Y todo lo demás no existe.
—No canalizar los recursos públicos a proyectos con sentido social, para un partido de “izquierda” como es Morena es una contradicción.
—Morena… no, es de izquierda.
—Por lo menos en la teoría.
—En la práctica es un partido monárquico. Un partido cuya estructura está basada en un solo hombre, lo que decide una sola persona es monárquico.
O Fascista.
Un partido en donde no se le puede decir nada, no es de izquierda. No se distribuyen las ideas, la toma de decisiones, ni nada, no es de izquierda.
Por ejemplo, llega a la mañanera, dice lo que quiere decir y después se va a descansar y deja al país hecho un relajo. El resto del día no hace nada.
—El trabajo del político tendría que ser más comprometido, con más horas de trabajo que el común.
—En el caso de él afortunadamente trabaja poco, imagínate si hiciera más cosas… ya estaríamos en la quiebra.
—Si ganara la jefatura de gobierno en 2024, ¿cuáles serían las dos primeras acciones que realizaría?
—Acabar con la inseguridad.
—¿Cómo?
—Primero cortar la liga que hay entre el gobierno y el narco. Con el pequeño narco.
—¿Narcomenudeo?
—Componer las camaritas de vigilancia están bien, pero si no sirven. Tenemos que componer todo.
Segundo, tenemos que tener mucha influencia sobre el gobierno nacional, porque las aportaciones para que crezca la ciudad será con aportaciones del gobierno federal.
Lo primero, recursos para el Sistema de Transporte Colectivo Metro. También hay cosas que no necesitan dinero y le darían un empujón enorme a la ciudad.
—¿Cuál?
—Hace dos semanas estuvieron parlamentarios del Reino Unido aquí y estaban muy preocupados por varias cosas, una de ellas, la firma del tratado de libre comercio no avanzaba, la Secretaría de Economía… Yo fui a hablar hace un año con ellos y les dije que este tratado de libre comercio está mandado a hacer, somos economías perfectamente complementarias.
Está todo perfecto para que firme un tratado con una economía que tiene una fuerza financiera y de alta tecnología.
Otra idea es el aeropuerto de Santa Lucía, que es un aeropuerto pequeño, ¿pero qué podemos hacer?, no lo podemos tirar a la basura. Es el polo de desarrollo de esa zona, es que ese aeropuerto se debe convertir en un aeropuerto de carga. Con vuelos nocturnos para no estorbar los vuelos de la CDMX y desafanamos un poco la gran saturación que hay en el puerto aéreo de la capital del país.
Miras alrededor del aeropuerto y no hay nada. Ese nada es precioso, son terrenos del gobierno federal que pueden convertirse en parques industriales y con ese aeropuerto de carga hagamos un gran polo industrial. ¡Enorme!
Y en la parte administrativa, en todas esas empresas, hay 150 empresas inglesas dispuestas a entrarle. Estaría en la Ciudad de México. Les vas a dar empleo de servicios a la gente de la CDMX y de manufacturas allá.
Es un polo de enorme de desarrollo que vamos a tener.
—¿Qué hace falta?
—Faltan dos cosas: ganas. A ver quién de Morena se atreve a decirle al presidente López Obrador, oiga su aeropuerto no funciona, pero esto sí.
—Hablando de los temas del ámbito federal que ha tocado, si fuera Jefe de Gobierno tendería la mano para que trabajaron los tres niveles de gobierno.
—No piensa y afirma contundente: ¡Sii! Absolutamente, pero defendiendo al ciudadano. Yo no le voy a hacer como la señora Sheinbaum si llega a presidente, a ver, ¡a mí me das los recursos para el Metro!
A mí me resuelven mi tratado de libre comercio con Inglaterra. Sabes que dijeron, que no tenían recursos para los traductores la Secretaría de Economía, para el viaje y para los traductores.
—Cosas tan simple…
—Yo les traduzco y no les cobro nada. Eso no puede ser, que esté frenado por algo que te generaría millones de empleos bien pagados. Te generaría durante seis años casi el 3% adicional del PIB adicional.
—Es una pequeña muestra…
—Es el nivel de la 4T. Esa es la pobreza de miras y la pobreza de resultados. Por eso estamos como estamos.
—México es el país con más tratados de libre comercio y ¿los aprovecha?
—Lo estamos aprovechando. Pero no lo suficiente. Lo tratados están, pero no los hizo López Obrador.
En la pandemia viene un sisma, China, Rusia, India contra Estados Unidos, Gran Bretaña y la Unión Europea, tres y tres. Como China queda del otro lado, por lo tanto, si vas a fabricar algo, y necesitas mano de obra calificada y bajo costo va a ser en México, pero el señor no está siendo las cosas necesarias que ya te mencioné.
—Cambiando de tema, habló de la pandemia, usted como empresario del sector, ¿qué opina de las autoridades federales y capitalinas ante la respuesta a la pandemia global del COVID-19?
—Mira, son muy malos. Un país que entra con una cantidad de muertos de 650 mil, y acaba con un nivel de muertos de millón cien mil. 350 más por año de causas que no son ligadas al COVID.
¿Qué te dejó el COVID? Le cayó como anillo al dedo porque no hizo nada en salud, en seguridad, no hicieron nada bueno en nada.
A qué se dedicaron al tren maya.
—Obras electoreras…
—Ni siquiera electoreras, ya que tengas el tren maya a quién le beneficia, ya ni siquiera pasa por las ciudades, cambiaron la ruta varias veces.
—Ya para finalizar, la pregunta es, entendiendo que es oposición: ¿No ha hecho nada el presidente?
—Quiero decirte que sí. Buscándole, lo que está bien hasta ahora, es el endeudamiento de la política monetaria que ni siquiera es de él, que es del Banco de México, pero vamos a pensar que es de él.
Las posiciones de divisas extranjeras que tenemos están correctas.
La balanza comercial si le agregas el flujo de las remesas no tiene problemas.
Tenemos un peso estable y vamos a seguir con un peso estable.
Tenemos una economía que no se había endeudado hasta este año. No nos había endeudado tanto.
¡Nada le sale bien!

—Antes de cerrar la entrevista. ¿Quisiera agregar algo que no le hayamos preguntado y quiera compartir con nuestras audiencias?
—No mira…
—Que voten por usted en 2024.
—Yo creo que el voto tiene ser por la oposición.
Que la posición se tiene que poner las pilas, tiene que haber garantías, y una garantía es el gobierno de coalición.
Es una gran garantía de hacer las cosas bien y una gran garantía de alejarse de la corrupción que hubo y que hay.
—El más grande mal de México: la corrupción.
—Si es una persona sola…
—Es más difícil.
—Y si son muchos de diferentes partidos, porque una cosa es ir con tus cuates y otra, ir con la gente más capacitada del partido que sea.
—Hacer equipo.
—Fue a la marcha del 13 en defensa del INE.
—Si.
—¿Fue a la marcha del presidente?
—Responde con una tajante “No”.
No es que no quiera. Es que en la del INE no hubo acarreados. La gente que fue por gusto. Fue entusiasta.
El 100% de los que fueron van a votar en contra de López Obrador.
La marcha fue contra López Obrador.
—Gracias por la entrevista y éxito en su nueva empresa de buscar la candidatura para gobernar la capital del país.

A %d blogueros les gusta esto: